Contra la lengua dominante

POR ESTEBAN DIPAOLA | La lengua es una modalidad de interpretación del mundo, y pretender instituirla en una significación universal que regule la relación entre la palabra y la cosa es propio de quienes todavía no han aprendido a hablar con los otros.